El boceto (Sketching)

Boceto, croquis o esbozo.

El boceto, el croquis o esbozo son sinónimos, y describen un dibujo esquematizado que realizamos previamente al dibujo o la pintura definitiva. El boceto sea en acuarela o en cualquier otra técnica nos ayuda a realizar un buen planteamiento de lo que posteriormente será nuestra acuarela o pintura.

El boceto nos sirve como apunte rápido de aquello que más tarde llevaremos a un mejor soporte y terminaremos con mayor definición.

En la actualidad se ha puesto de moda la practica del boceto convirtiéndose prácticamente en un “nuevo género pictórico”. Una muestra de ello es la gran actividad que viene produciéndose en los últimos años con la corriente del Urban Sketching. Para aquellos que no sepan de que va esto del urbans ketching les recomiendo echar un ojo a la entrada anterior del blog: Urban Sketchers, dibujar la vida.

Los beneficios de la práctica del boceto.

La practica del boceto nos ayuda a mejorar nuestra capacidad de dibujar y plantear una buena distribución de los pesos en nuestros trabajos finales. Nos permite practicar y experimentar sin la presión de contemplar nuestro trabajo como la experiencia de una obra final.

Al tratarse de ejercicios rápidos nos beneficia el poder ejecutar muchos ensayos. Ensayos donde poder experimentar, no sólo con el dibujo, también con el color.

Podemos partir desde apuntes monocromos y practicar cuestiones fundamentales como el valor, hasta el uso de diferentes combinaciones de color lo que nos da como resultado experiencias mucho más creativas y fluidas.

Con el tiempo esta practica nos aportará una mejora sustancial en nuestra capacidad de enfrentarnos al dibujo previo, y nos ayuda a discernir entre lo necesario y lo superfluo.

Son muchos los maestros de las bellas artes que afirman que nos ayuda más a mejorar nuestros conocimientos y capacidades el enfrentarnos a media docena de bocetos que la ejecución de una sola obra.

¿Qué dibujar o pintar con acuarelas, y dónde encontrar la inspiración?

Bien, la primera parte de la pregunta se la ha de responder cada uno de vosotros,… ¿Qúe dibujar? Es algo que sólo vosotros poséis decidir. Yo os recomiendo que dibujéis y practiquéis el boceto con todos los géneros posibles.

Olvidad vuestro sesgo personal y vuestras preferencias, esto quiere decir que si os gusta la figura o los personajes practiques también el paisaje, o los objetos cotidianos, dado que nada existe sin un contexto y los objetos forman también parte de el.

En respuesta a la segunda parte de la pregunta,… ¿Dónde encontrar la inspiración? Hoy en día, mediante una conexión a Internet es fácil tener acceso a millones de imágenes de cualquier tipo.

A la hora de realizar búsquedas más refinadas es mejor dirigirse a canales o plataformas orientadas a la imagen. De todos modos enfrentarse a la realidad es un ejercicio de gran valor, dibujar aquello que tenemos ante nuestros ojos supone también un gran reto. No dejéis de dibujar cualquier objeto o espacio de vuestro entorno.

Es fundamental no frustrase emitiendo severos juicios sobre los resultados que obtenemos con nuestros bocetos, la practica continua del dibujo y la pintura lleva intrínseca la mejora continua de nuestro proceso y nuestras capacidades.

Canales donde encontrar imágenes de referencia.

Personalmente puedo recomendar los más genéricos y habituales como las imágenes ofrecidas por el buscador de Google o Microsoft mediante su navegador Explorer. Pero podéis echar un ojo a plataformas como Pinterest, Flickr, Instagram, Pixivay, etc,… En realidad, hay multitud de ellas y todas son interesantes.

Siempre hay quien enfoca su bloc de bocetos como la producción de una obra más completa, realizando trabajos mucho más delicados. El cómo tú enfoques tu libro de bocetos es algo personal que sólo tú puedes decidir.

En cualquier caso te recomiendo que tengas más de un libro de bocetos si vas a contemplar tu libro de bocetos como una obra más. Así dispondrás de un espacio donde experimentar y otro donde realizar un trabajo más curado.

¿Qué materiales necesitas para tus bocetos, dibujos, o pinturas?

Para realizar bocetos bastará con un par de lápices de grafito, o lápices de color y una hoja de papel, no hay necesidad de que sean lápices de ninguna marca especial, lo que necesitas es tener ganas y ponerte a ello.

Pero si deseas experimentar con mayor profundidad aspectos diversos del dibujo o la pintura con acuarelas, guache (tempera), tinta, o pintura acrílica lo mejor será que busque hacerte con los materiales más apropiados en cada caso.

Un libreta o bloc para tus esbozos es una de las mejores soluciones para que puedas ejercitarte con plena libertad, no importa si copias o si inventas, lo importante es ejercitarse en la practica del boceto. Es lo que hoy se conoce de manera más extendida como sketchbook.

Libro de bocetos (Skechbook)

Materiales para boceto dibujo carbón, grafito o lápices de color.

Apuntaré a continuación una serie de materiales básicos para la practica del boceto con carboncillos, lápices de grafito, o lápices de color. De todos modos estos materiales son susceptibles de trabajar de forma combinada incluyendo los lápices al pastel.

Carboncillos:

Lápices de grafito:

Lápices de color:

Lápices al pastel:

Cretas y sanguina:

Tintas y plumas:

Acuarelas:

Gouache o tempera:

Enlaces de utilidad:

Enlaces a entradas del blog que te pueden ser de utilidad si deseas profundizar en los mejores materiales para el dibujo y la pintura con acuarelas y el gouache.

Para conocer con mayor profundidad los materiales utilizados en las diferentes técnicas de la práctica con acuarelas echa un ojo a las siguientes entradas:

Caballetes de madera.

Soluciones para estudio y exterior.

Los caballetes de madera para acuarela están especialmente indicados para trabajar en el estudio. Existen también algunas cajas de madera muy socorridas que pueden servirnos como caballetes en el estudio o en el exterior y son perfectas para transportar nuestros utensilios: papel acuarela, pinceles acuarela, acuarelas, etc,…

Los caballetes para acuarela, sean estos de madera o metal se diferencian del resto de los caballetes por ofrecernos la posibilidad de colocar nuestro papel de acuarela con la inclinación necesaria, pudiendo así, inclinarlo los grados necesarios para la perfecta ejecución de nuestro trabajo.

No obstante, existe un diseño basado en el caballete francés, que ha mejorado mucho desde su creación hasta nuestros días. Un caballete, que por su solidez es perfecto tanto para su uso en el estudio como en el exterior al tratarse de un caballete perfectamente transportable, que cumple tanto como caja, como caballete de estudio o campo.

De todos modos, hay muchos artistas, ilustradores sobre todo, que prefieren el uso de mesas reclinables para la ejecución de sus trabajos en estudio. La verdad, son muy cómodas, ajustables en su altura, amplias para trabajar, y disponen de múltiples receptáculos para la colocación de nuestros materiales de trabajo.

Producto disponible en Amazon.es

Caballetes de madera para sobremesa.

Los caballetes de madera para sobremesa, son los caballetes más sencillos y baratos del mercado, son socorridos cuando no disponemos de mucho espacio, todos son reclinables, y algunos diseños incorporan pequeños cajones para colocar nuestro material de trabajo.

Al igual que sucede con los caballetes de tres patas, lo más importante en un caballete es su estabilidad, que sea sólido y que no se mueva, son dos condiciones indispensable en un buen caballete.

Las limitaciones de los caballetes de sobremesa vienen impuestas por tener un área de trabajo que puede resultar pequeña en función de las dimensiones de nuestro papel de acuarela. Todos soportan bien un formato A4 y algo más. Pero los hay para formatos A3 y A2 (90 x 60 cm.) sin problemas.

Por último, comentaros que la calidad en el caso de los caballetes siempre viene determinada por las bondades de los materiales utilizados en su fabricación, el tipo de madera, las fijaciones, tornillería, asas, y demás elementos, sin olvidar su terminación.

Producto disponible en Amazon.es

Caballetes de madera para estudio y exterior.

Como ya comenté anteriormente, la cualidad más apreciada de un buen caballete es su estabilidad a la hora de pintar o dibujar. Es por esa razón que los caballetes de estudio suelen ser los más robustos y pesados, y también los que mayor espacio ocupan.

Un buen caballete de madera para acuarela del estilo más robusto sería u caballete abatible. Si careces de espacio, es mejor utilizar un caballete radial, o un caballete para exterior o de campo. Al ser plegables, se pueden montar y desmontar según tus necesidades. Su precio es mucho más económico, y los hay que se transforman en una caja donde puedes guardar muchos de los útiles necesarios para pintar.

Muchos de estos caballetes plegables necesitaran de una tabla donde fijar el papel de acuarela, en muchos casos bastará con usar un bloc de papel de acuarela engomado. Pero, si bien es cierto que este tipo de blocs van muy bien, en muchos casos, será del todo necesario el uso de una tabla para lograr un soporte más firme.

Hay algunos caballetes que por su poco peso pueden resultar más inestables de lo esperado. En estos casos, te recomiendo usar un peso ligado al centro de caballete, de esta manera se logra una mayor estabilidad y generalmente el problema queda resuelto.

Producto disponible en Amazon.es

¿Qué hay de los caballetes de metal?

Hay muchos artistas que gustan de los caballetes de metal, generalmente están fabricados en aluminio, son ligeros, prácticos, y también económicos. Son perfectos para trabajar en pequeños formatos o en cuadernos de acuarela para esbozo.

Pero, esto no quiere decir que no sean útiles para formatos mayores de papel, siempre que añadas un buen soporte donde colocar tu papel de acuarela serán perfectos. Si quieres conocer más sobre los caballetes metálicos, echa un ojo a este enlace y seguramente te sorprenderás: Caballetes metálicos

Caballetes metálicos

Caballetes metálicos.

Hay muchos artistas que gustan de los caballetes metálicos, sobre todo para usarlos como caballetes de campo. Los caballetes metálicos, generalmente están fabricados en aluminio, son ligeros y prácticos, se pueden transportar con facilidad, y también son económicos. Yo los encuentro perfectos para trabajar en pequeños formatos o en cuadernos de acuarela para el esbozo o el croquis. (sketches)

Pero, esto no quiere decir que los caballetes metálicos no se puedan utilizar en el estudio, o que no sean útiles para trabajar con formatos de papel de mayores dimensiones. Siempre que añadas un buen soporte donde colocar tu papel de acuarela no habrá problema.

Producto disponible en Amazon.es

Caballetes, ¿madera o metálicos?

Si has pensado en adquirir un caballete para pintar con acuarela, tendrás que decidirte entre un caballete de madera o un caballete metálico. Los factores más importantes a tener en cuenta son aquellos relacionados con el uso que des a tu caballete.

Si quieres echar un ojo a los caballetes de madera para estudio y exterior antes de continuar, echa uno a la entrada: Caballetes de madera estudio y exterior.

Planteate previamente tres cuestiones básicas: ¿El caballete que necesitas, es solamente para estudio o tiene que ser un caballete multifunción (interior y exterior), de cuanto espacio dispones, y cual es tu presupuesto?

Si es solamente para estudio, hazte una pregunta más: ¿te convendría cambiar tu mesa de trabajo por una mesa para diseño e ilustración? Esto último estará en función del tipo de trabajo que realices en tu estudio. Pero si te interesa la opción echa un ojo a estas propuestas:

Producto disponible en Amazon.es

¿Caballetes metálicos o trípodes?

Soluciones ingeniosas.

Aquellos que tengáis un trípode y seáis un poco manitas podéis haceros un soporte a la medida de vuestras necesidades y fabricaros vuestro propio caballete. Pero, ¿cómo hacerlo?

James Gurney, es uno de esos artistas en YouTube que merece la pena conocer, en su vídeo muestra como sacar partido a vuestro trípode y convertirlo en un estupendo caballete metálico.

James Gurney

Hace ya tiempo que sigo a este artista, y he visto como algunas de las ingeniosas ideas de James Gurney se ha convertido en virales. Seguramente podréis encontrar bajo esta referencia a muchos otros artistas en el resto del mundo que han copiado esta sencilla y útil solución para hacerse con un caballete de trabajo a la medida de sus necesidades, partiendo de un sencillo trípode, dos tablas, un par de bisagras y unos imanes.


Dani Maupin

En el canal de James Gurney podréis encontrar otras soluciones creativas para artistas. Además tiene numerosos vídeos donde comparte técnicas y recursos para pintar con gouache o tempera, acuarela, o pintura de caseína.

Trípodes.

Es posible que seas un manitas, o no. Pero también es posible que tengas un trípode por casa, o que quieras contemplar la propuesta de James Gurney. Si es así, te he seleccionado algunos trípodes, y alguna de las piezas necesarias para montarte tu propio caballete.

Producto disponible en Amazon.es